Cómo actuar ante un accidente de tráfico

Cómo actuar ante un accidente de tráfico

Cómo actuar ante un accidente de tráfico

Un accidente de tráfico resulta una experiencia traumática, lo que dificulta saber qué decisiones debemos tomar en el momento posterior al suceso. Es importante actuar con rapidez y asegurarse de que todos los involucrados estén seguros y todos los pasos legales han sido realizados.

Seguridad de los involucrados

Lo más importante en el momento posterior a un accidente de tráfico es evaluar los daños propios y del resto de involucrados. Llama a una ambulancia si es necesario o pide ayuda a través del número de emergencias 112, los puestos SOS instalados en la carretera u otros conductores.

Una vez te hayas asegurado de que todos estéis bien se puede proceder con el resto de pasos.

Situación del vehículo

Llama a la policía

Si estás en condiciones de conducir tu vehículo, apártalo a un lado de la calzada. Esto te mantendrá a una distancia segura del tráfico y hará más sencillo a la policía y ambulancia acercarse al lugar del accidente.

Deja las luces de emergencia y las de cruce encendidas, aunque sea de día. Ponte el chaleco y señaliza el lugar situando los triángulos a 50 metros delante y detrás del coche.

Quédate donde estás hasta que llegue la policía. Abandonar el lugar del accidente puede implicar sanciones, o cargos criminales si se supone un delito de omisión del deber de socorro.

Toma de datos

Cuando llegue la policía, tomará declaración a los implicados. Estos datos son importantes para tu aseguradora y futuras reclamaciones. Apunta el nombre o placa de los policías por si tu asegurador o abogado necesitan contactarlos.

Anota también los nombres y teléfonos del resto de implicados y de algún testigo si lo hubiera.

Toma fotografías de los daños de tu vehículo y del resto de coches envueltos en el accidente.

Seguro

Rellena correctamente el parte del seguro, con ayuda de la policía si es necesario. Una documentación incompleta, ilegible o incorrecta puede generar muchas complicaciones posteriores. Recuerda detallar, si tuviste daños materiales, cada uno de los mismos. Y si hay más de un lesionado, indicar la cantidad de personas implicadas, con lesión o sin ella.

La falta de seguro supondrá una multa en el mejor de los casos. En el peor, si existen daños personales y materiales, recae sobre el conductor sin seguro la responsabilidad de indemnizar al resto por los daños ocasionados hasta alcanzar altísimas penalizaciones económicas.

Deja un comentario