Cómo reclamar una indemnización por el corte del AVE

Cómo reclamar una indemnización por el corte del AVE

Cómo reclamar una indemnización por el corte del AVE

El pasado jueves 8 de octubre el servicio del AVE se interrumpió durante algunas horas en el tramo de estaciones Camp de Tarragona y Figueras, la causa del parón fueron los cortes realizados en el cableado de fibra óptica en ambos sentidos de la línea ferroviaria. El parón afectó a 40 trenes y a unas 13.000 personas. Aunque RENFE ofreció a los viajeros una serie de medidas en relación al viaje, como transportes alternativos, se prevé que la compañía no asume realizar ningún tipo de pago de indemnizaciones por daños y perjuicios.

Desde Todoaccidente queremos ofrecer esta pequeña guía legal en caso de que se haya visto afectado por el parón y quiera ejercer su derecho a reclamar, con ella pretendemos mostrar las opciones que tiene como consumidor, así como las opciones de las que dispone a la hora de reclamar.

¿Puedo reclamar daños y perjuicios?

En situaciones como esta, en las que los usuarios se quedan atrapados en la estación sin poder coger el tren, los viajeros suelen sufrir una serie de daños de distintos tipos: perderse algún evento o celebración (bodas, bautizos, funerales…), cuestiones laborales, perder la conexión con otro viaje (negocios, vacaciones…).

Todos estos daños, si se pueden acreditar, son cuantificables económicamente, ya sea el daño moral que nos pueda ocasionar como el económico, por ejemplo, perder una jornada de trabajo para gestionar esta demanda.

Pero no esto no supone que tenga derecho a reclamar automáticamente.

Los derechos de los viajeros

Estos derechos están contenidos en el artículo 59 de la Ley 39/2003, del 17 de noviembre, del Sector Ferroviario y también en las Condiciones Generales del Contrato de Transporte de Viajeros de Alta Velocidad y Larga distancia.

  • Ante un suceso de este tipo que se produzca de forma inmediata al viaje, el cliente, tendrá derecho a obtener de RENFE el transporte en otro tren u otro modo de transporte, en condiciones equivalentes a las pactadas o bien a que le devuelvan el precio pagado por el servicio.
  • Sobre la indemnización de daños y perjuicios, si bien está contemplada por la ley para casos de interrupciones del servicio, existen excepciones en casos de fuerza mayor.

¿Qué se considera fuerza mayor?

Las causas de fuerza mayor vienen definidas en el art. 1.105 del Código Civil, como «todo acontecimiento externo al círculo de la empresa, y del todo independiente de la voluntad del empresario, que a la vez sea imprevisible y resulte asimismo inevitable para el empresario, en cuanto causa determinante del incumplimiento de una obligación».

En el caso que estamos estudiando, el corte de la fibra óptica, que supuso dejar sin servicio a la línea de Alta Velocidad, sería un claro ejemplo de fuerza mayor, así pues los usuarios ser verían incapaces de reclamar daños y perjuicios por el parón en el servicio, aun cuando puedan acreditar que hayan sufrido perjuicios debido al parón.

Queda por demostrarse que RENFE cumplió con todo lo establecido en la ley

  • Ofrecer un transporte alternativo.
  • Para todos aquellos usuarios afectados por el parón y que no hayan querido cambiar de transporte, reembolsar el precio de sus billetes sin gastos de anulación o cambiar el billete para otro día u otro tren, para lo que disponen de tres meses de plazo desde el incidente.

En caso de que RENFE no hubiese cumplido con alguno de los puntos anteriores, cabría la posibilidad de reclamar daños y perjuicios contra la compañía.

 

Deja un comentario