Condena por un error laboral grave

Condena por un error laboral grave

Condena por un error laboral grave

La seguridad vial es un tema importante y en el que no tiene cabida errores humanos, cualquier fallo en el sistema puede provocar accidentes de tráfico, llegando a causar víctimas mortales. Las empresas de electricidad que se encargan del mantenimiento de los semáforos y de la iluminación de las señales y de las vías, deben tener presentes en todo momento la importancia de la labor que desarrollan y los serios problemas que un fallo en el sistema puede llegar a ocasionar para los conductores y viandantes.

El Tribunal Supremo ha condenado a una empresa de servicios eléctricos a pagar 6.679 euros a un conductor que sufrió un accidente de tráfico cuando un técnico puso en verde por error las luces de dos semáforos de un cruce, mientras realizaba tareas de reparación y mantenimiento. La responsabilidad de la compañía de electricidad se produce por negligencia del técnico que realizó las tareas de reparación y que puso en verde los dos discos mientras manipulaba el grupo.

El conductor perjudicado detuvo su coche en la avenida de España de Sevilla y arrancó de nuevo cuando vio la luz verde que le permitía el paso, en ese momento el conductor fue alcanzado por otro vehículo que inducido a confusión por la negligencia del operario también tenía el semáforo en verde. Provocando de esta forma la colisión.

En un primer momento la Audiencia Provincial de Sevilla absolvió a la compañía eléctrica porque consideró que tras la avería inicial el grupo de semáforos se apagó, quedando desde ese instante la responsabilidad del comportamiento adecuado en el cruce en manos de los conductores. El Supremo, sin embargo, decide condenar a la compañía y anular de esta forma la anterior sentencia, al considerar que el técnico generó un riesgo al manipular las señales sin adoptar las precauciones adecuadas para realizar este tipo de trabajos.

Deja un comentario