Conductor no habitual y accidentes de tráfico

Conductor no habitual y accidentes de tráfico

Conductor no habitual y accidentes de tráfico

El conductor no habitual y los conductores menores de cierta edad, son temas que generan confusión. ¿Cubren los seguros a los menores de 26 años cuando no son conductores habituales? Las aseguradoras quieren que los menores de 26 años consten en las póliza como autorizados por el titular.

Este hecho suele alterar la cifra final de pago que se obtenga al calcular la indemnización por accidente de coche. Hay que tener en cuenta que si un conductor novel suele conducir ese vehículo, la prima del seguro aumentará. Precisamente, esa es la excusa que utilizan las aseguradoras para alegar “mala fe” en el titular al no hacer constar al menor de 26 años en la póliza.

Problemas con conductores no habituales y menores de 26 años

El problema se produce cuando un menor de 26 años, no declarado como conductor no habitual, tiene un accidente.

En estos casos, los seguros se desentienden del pago de los daños. Consideran que el titular pretende ahorrar en la póliza. Estos conductores noveles son inexpertors y, por tanto, son más propensos a tener y provocar accidentes. Por otra parte, autorizar al menor de 26 años como conductor habitual encarece bastante la póliza de seguros. De hecho el precio es casi el mismo que si fuera el titular.

Está claro que está es una medida que toman las aseguradoras para proteger sus intereses. Sin embargo, ¿es legal? ¿Hasta qué punto es legal tomar este tipo de medidas? Este tipo de medidas suelen estar camufladas en cláusulas extrañas que las aseguradoras imponen a sus clientes. El tomador del seguro las acepta, casi siempre sin saber qué es lo que le están imponiendo, al firmar la póliza.

La letra pequeña de los contratos de seguro

Todos sabemos que las pólizas y contratos con los seguros contienen letra pequeña. Sin embargo, casi nunca la leemos y es justament ahí donde se esconden las cláusulas referentes a los conductores menores de 26 años y no habituales.

Esta es una cuestión muy importante a tener en cuenta. Ya que si, por ejemplo, tu hijo sufre un accidente mientras conduce tu coche puede suponer un problema grave con el seguro. La aseguradora podría tratar de evadir la responsabilidad del pago por los daños y perjuicios.

En realidad, la práctica habitual de las aseguradoras es la de satisfacer estos pagos y reclamar el importe al tomador de la póliza.

Aseguradoras y conductores no habituales o menores

Las cláusulas referentes a los conductores menores, suelen estar escondidas en la letra pequeña de la póliza.

Algunas compañías limitan la edad del conductor joven a 25 o 26 años, aunque algunas pólizas hablan de la experiencia del conductor. Poniendo en la zona roja a todos los conductores con menos de dos años de antigüedad.

¿Qué puedo hacer?

Esta práctica, habitual en las aseguradoras, puede ser considerada abusiva, sobre todo por las formas. Ya que como comentábamos anteriormente el tomador del seguro no siempre está al tanto de estas medidas, que le afectan gravemente y que suponen dejarlo desamparado en caso de accidente.

Una sentencia del Tribunal Supremo dictada a finales de 2014 declara nulas todas estas cláusulas. El Alto Tribunal entiende que este tipo de cuestiones solo deberían pactarse en el cuerpo del contrato. Y que la aseguradora debe tener la certeza de que el tomador entiende lo que implican dichas cláusulas y condiciones.

Se entiende, de esta forma, que una aseguradora no podrá reclamar al asegurados el importe de los daños y perjuicios de un accidente que haya sido provocado por un conductor menor de cierta edad, aunque no haya sido declarado en la póliza.

Esto nos permite prestar el coche con tranquilidad a nuestro hijo o a un amigo menor de 26 años o con un carnet de conducir con una antigüedad menor a los 2 años. La aseguradora no podrá reclamar nada, incluso cuando se trata de conductores no habituales.

Condiciones excepcionales

Desde Todoaccidente queremos recalcar que nada de esto será válido si el conductor no dispone de carnet de conducir o éste le ha sido retirado por alguna infracción.

En este supuesto se trata de una infracción grave que está contemplada por la legislación. Sea como sea, si tienes alguna duda sobre algo relacionado con este artículo o sobre las aseguradoras y las indemnizaciones por accidente de tráfico, solo tienes que ponerte en contacto con nosotros.

En Todoaccidente disponemos de un equipo de abogados especialistas en accidentes de tráfico. Ponemos a tu disposición todo nuestro conocimiento y te asesoramos desde el primer momento. Nos haremos cargo de todo, para que puedas centrarte en recuperarte.

También disponemos de un apartado de preguntas y respuestas, mediante el que nos puedes hacer llegar cualquier consulta.

Deja un comentario