Negligencia por falta de información

Negligencia por falta de información

Negligencia por falta de información

El Tribunal Supremo ha estimado el recurso interpuesto por una paciente, que solicita 70.000 euros de indemnización por las secuelas sufridas tras una intervención de reducción de estómago, debido a la falta de información sobre las posibles complicaciones de la operación. A pesar de no encontrar mala praxis en el procedimientos , el juez condena al pago de la indemnización debido a la falta de información.

La paciente fue intervenida en 1997 de laparoscopia para una reducción de estómago mediante la colocación de una banda gástrica, sin que le advirtiera antes de la posibilidad de fracaso de la técnica, ni de los posibles efectos adversos, fracasando más tarde la operación y recuperando el peso perdido y sufrir abundantes cólicos, necesitando una nueva operación para retirar la banda que se incrustó en el estómago.

La Audiencia Provincial estimó el recurso y desestimó la demanda, alegando que no había pruebas del incumplimiento del deber de información y que no se podía demostrar que esto hubiese ocasionado el perjuicio. Tampoco consideró establecida la causa de la obesidad, ni de los cólicos que la paciente sufría.

El Supremo finalmente ha revocado la sentencia dictada por la Audiencia Provincial recordando la importancia de cumplir con el deber de informar al paciente. El daño en esta ocasión no se debe a una mala praxis durante la intervención, si no al incorrecto tratamiento de la información ofrecida al paciente y la responsabilidad de haber omitido parte de esta información antes de la intervención.

Resulta probado que la intervención era necesaria y que tras el fallo de la técnica hubo un regreso a la obesidad, extremo del que la paciente nunca fue informada. El resultado de la intervención no fue bueno y, aunque el resultado adverso—la obesidad—se deba a una actuación de la paciente, tampoco fue informada de ello antes de la intervención, por lo que la responsabilidad sigue siendo del médico que la operó.

Deja un comentario