Se amputa una mano para fingir un accidente

Se amputa una mano para fingir un accidente

Se amputa una mano para fingir un accidente

La Audiencia Provincial de Castellón pide seis años de prisión por un delito de estafa a un hombre que se amputó la mano para fingir un accidente y cobrar el seguro. Según los datos del fiscal, el hombre se cortó la mano y la metió dentro del coche. Luego prendió fuego al coche, se hizo un torniquete y esperó a la llegada de los servicios de emergencias. El acusado tenía la intención de cobrar varias pólizas de seguros que tenía contratadas.

Estas han sido las conclusiones a las que ha llegado el fiscal del juicio que se inició la semana pasada en la Audiencia Provincial de Castellón en el que se trata de determinar si el acusado es culpable o no de un delito de estafa continuada. La Fiscalía solicita hasta seis años de prisión y, 3600 euros de multa y una indemnización de casi 335.000 euros para las aseguradoras.

Los hechos, por los que está siendo juzgado, sucedieron en diciembre de 2007 en la carretera de Nules a Moncofa, según los hechos el acusado lanzó su coche por un terraplén y colocó una barra metálica cercana al volante. Más tarde se cortó la mano con algún objeto cortante y la dejó frente al asiento del copiloto, para luego incendiar el vehículo. A causa del falso accidente, el acusado cobró 335.000 euros de las compañías de seguros.

El acusado se negó ha responder ninguna pregunta, por lo que se tuvo que proceder a leer la declaración que hizo en la fase de instrucción. En ella reconoció tener diversas pólizas con diversas compañías de seguros, pero negó la estafa y la amputación voluntaria de la mano, que atribuyó a un corte con la barra metálica.

Todos los testigos del accidente han afirmado que no había pruebas reales, el Policía Local que asistió al siniestro asegura que lo encontró tumbado, con un torniquete y fumando, mientras que el Guardia Civil que investigó el accidente afirma que no hubo marcas de frenada en la calzada. Además el detective contratado por las aseguradoras, afirma que el acusado tenía la vivienda embargada y había perdido su trabajo.

Deja un comentario